Páginas

jueves, 30 de abril de 2015

Los Vengadores: la era de Ultron

He visto la segunda película de los heroes más poderosos de la Tierra, así que ya estoy en disposición de hacer una crítica (sin spoilers, como de costumbre). A continuación una breve sinopsis antes de pasar a la parte de opinión:

Los Vengadores se han acostumbrado a trabajar en equipo y, juntos, han desmantelado la mayor parte de las bases de Hydra y han librado al mundo de grandes peligros. Sin embargo Tony Stark y Bruce Banner temen que lo peor aún esté por llegar y por ello quieren idear un sistema definitivo de seguridad que proteja a todo el planeta de cualquier amenaza extraterrestre. El resultado será la inteligencia artificial Ultron. Los problemas surgirán cuando descubran que Ultron tiene sus propios planes para la humanidad...

La segunda peli de Los Vengadores viene precedida de una gran expectación después del excelente sabor de boca que nos dejó la primera parte. Como ocurre con todas las segundas partes, el "factor sorpresa" ya no puede ser el mismo, pero aún así el director Joss Whedon ha intentado volver a dejarnos boquiabiertos tirando de un guión sólido, mucha espectacularidad y el villano más icónico y temible del supergrupo.

La peli comienza con una secuencia de apertura cargada de acción, especialmente diseñada para animar hasta al más reticente de los espectadores y adelantar el estilo que tendrán las escenas de acción de toda la película, esto es, ágil, espectacular y con muchos personajes en escena pero siempre claro y accesible. Si temías escenas engorrosas, oscuras o "mareantes", puedes desterrar tus miedos, porque da gusto ver acción tan bien planteada. Si acaso, si que encontramos cierta exageración en algunos momentos (un Capitán América que lanza una moto por encima de su cabeza y cosas así), pero pensar que la exageración es un defecto cuando hablamos de este tipo de películas es no saber disfrutarlas.

El ritmo con que está contada la trama tiene sus pros y sus contras. Aunque el director demuestra tener la sarten por el mango y ser capaz de involucrar a un montón de personajes en pantalla sin perder fluidez y naturalidad, también es verdad que el guión sufre algunos altibajos hacia la mitad de la peli. Después de la acción inicial hay muchos personajes y planes que presentar y, después de la primera batalla contra Ultron, hay un periodo de reagrupamiento y preparación que se cobra un bajón considerable en el ritmo de la peli. No es una caída dramática y además la peli logra recuperarse sobradamente al final, pero sí que es verdad que hay momentos de excesivo relax en el ritmo de una cinta que se supone trepidante.

Respecto a los personajes, aunque se muestran representaciones libres de todos ellos (los fans de los cómics encontrarán importantes diferencias respecto a lo que conocen), todos resultan divertidos, acertados y están bien representados. Ultron resulta un villano muy convincente, con un aspecto imponente, un retorcido encanto y un toque de psicópata que le da una terrible sensación de imprevisibilidad. Mercurio y La Bruja Escarlata están bien integrados en la trama, incluyendo una ambigüedad moral inicial que se va decantando de un lado o de otro con naturalidad.

Por la parte negativa, a la peli se le notan algunas carencias seguramente debidas a los recortes del montaje final (dura 141 minutos, pero parece ser que el director había preparado una cinta de más de 3 horas) así que hay ciertas ideas que quedan planteadas pero no desarrolladas del todo.

En todo caso, tenemos ante nosotros una de las mejores pelis de superhéroes. No supera a la excelente primera parte de Los Vengadores, pero por lo menos la iguala (que no es poco). Una interpretación libre pero muy divertida y entretenida de este grupo de superhéroes. Muy recomendable.

Lo mejor: Hay buena química entre Los Vengadores. Ultron es tan malo e inquietante como debe ser. Acción abundante y bien hecha.

Lo peor: Algunos momentos lentos hacia la mitad. Hay ideas que no están desarrolladas de manera completa.

miércoles, 29 de abril de 2015

Críticas (destructivas) de televisión

Hace mucho que no me paso por aquí, pero eso voy a arreglarlo enseguida. He pensado que hoy es un buen día para hacer una crítica acerca de lo que me he encontrado en la tele últimamente. Allá vamos:

Las Kardashian
¡Feliz día de la mujer trabajadora! xD
Es un reality show acerca de una familia americana de frikis ricachones que salen mucho en la tele, cuyo talento principal es... esto... umm... Bueno, salen en la tele y ganan dinero, no me preguntéis más.
Realmente la única a la que conocía antes del reality era a Kim Kardashian (que es una de las muchas hermanas de la familia) (no sabría decir cuántas hermanas son, porque son muchas y todas son casi iguales) y solo la conocía porque hace unos meses salieron unas fotos suyas enseñando el culo y revolucionaron internet.
El reality muestra la vida cotidiana de esta gente mientras se pasea por sus mansiones llevando siempre un kilo de maquillaje encima y hablando en plan barriobajero. Utilizan apelativos cariñosos para hablar entre ellos, tales como "putilla" o "alcohólico", y se desplazan sobre unos taconazos que da cosica verlos. El padre de la familia también mola, porque es un tío raro que parece una mezcla del cantante de Aerosmith y Camilo Sesto (vamos, que encaja a la perfección en la familia).

Hawai 5.0
Sácanos guapos o te zurramos la badana.
Es una serie de acción ambientada en Hawai que cuenta las peripecias de un grupo de policías guaperas y vacilones que van por ahí pegando tiros y que se pasan los derechos humanos por el forro de los... chalecos antibalas. Generalmente tienen que hacer frente a grandes problemas que requieren actuaciones trepidantes y detener a la gente de manera humillante y hacerles interrogatorios en un sótano oscuro sin la presencia de su abogado. Cada vez que veo esta serie tengo unas ganas tremendas de que ganen los malos.
La música de la intro es bonita.

Cougar Town
Aquí, echando la tarde.
Es una serie de humor (eso dicen) que sale en el canal Cosmopolitan (ojo, rompo una lanza a favor de este canal, que a veces pone pelis buenas) y cuya protagonista es la actriz que interpretaba a Monica en la serie Friends. Por desgracia la pobrecilla se ha hecho un montón de operaciones estéticas y se ha puesto pila de maquillaje, así que ahora tiene un aspecto bastante desconcertante.
Además de la actriz protagonista, el reparto está compuesto por otros personajes femeninos (todos maquillados y operados) y algunos hombres, la mayoría de ellos calvos graciosetes, excepto el que interpreta al novio de la prota, que tiene músculos y pelazo.
Es una serie excelente para ver fotogrmas sueltos mientras zappeas.

Pues hoy lo dejo aquí. Otro día vendré con más críticas (intentaré que sean menos destructivas) (o no, muahahaha). ¡Hasta pronto!

viernes, 17 de abril de 2015

Una de trailers

Últimamente se han publicado algunos trailers nuevos de películas chulas de esas que nos gustan a nosotros (ejem). A continuación los enlazo para que puedas verlos con solo un clic.

Star Wars VII El despertar de la Fuerza
Nuevo trailer de la nueva peli de La Guerra de las Galaxias, en la que vuelven algunos viejos (en todos los sentidos) conocidos, cuyo estreno será el 18 de diciembre. El concepto de "tener la Fuerza" ha provocado una perturbación que he sentido hasta yo. ¬¬


Terminator Génesis
Hablando de viejos conocidos, el entrañable Terminator interpretado por Arnold Schwarzenegger volverá a los cines el día 10 de julio. Así que aquí está el trailer final, que es de esos que te destripa media trama.


Ant-Man
También hay trailer de la peli de El Hombre Hormiga que, después de varios cambios de director y demás jaleos raros, parece que por fin va a llegar a las salas. El superhéroe más pequeñito de Marvel tendrá su oportunidad el 14 de agosto.

miércoles, 8 de abril de 2015

Esteroides y malas pulgas para salvar el mundo

¡Viva los bíceps grandes!
Ya sabéis que le tengo un cariño especial a la década de los 90. Supongo que se debe a que en aquella época yo era un niño que se lo pasaba en grande, libre de las preocupaciones de la complicada vida del siglo XXI. Sin embargo entre los aficionados a los cómics existe una mezcla de desafección y cachondeo generalizado al recordar esos tiempos, ya que están comúnmente considerados como muy negativos para el mundillo del cómic (por lo menos para el de superhéroes). Por aquel entonces las cabezas pensantes de Marvel tuvieron la feliz idea de reiniciar a sus personajes en un evento editorial llamado Heroes Reborn, que consistía en dar una visión nueva y actualizada de los principales héroes. El resultado fue un fiasco que solo duró un año y que estuvo a punto de acabar con la hoy todopoderosa Marvel (sí, esa de las pelis de Iron Man, Vengadores y demás cosas chulas).

(Voz de Torrente): No son tetas, chaval,
son pectorales
.
Los años noventa eran optimistas e imaginativos. El siglo XXI se veía en el horizonte como un momento lleno de oportunidades y prosperidad, y las nuevas tecnologías empezaban a hacernos disfrutar de verdad con los efectos especiales modernos (de aquellos años son películas como Independence Day o Parque Jurásico). Por aquel entonces al público le gustaba la acción, las explosiones y los músculos. Schwarzenegger y Stallone lucían palmito en su máximo apogeo, y Pamela Anderson y Denise Richards hacían lo mismo con sus respectivas partes prominentes. A la gente de los noventa le gustaban las cosas grandes, claro está. Y el mundo del cómic no podía permanecer ajeno a aquella moda de lo turgente.

Y ahí es donde entra Heroes Reborn y su escritor/dibujante estrella: Rob Liefeld. Aunque hoy en día el bueno de ROB! está considerado como uno de los peores dibujantes del mundo del cómic, en su día su estilo era, en apariencia, justo lo que quería la gente. Es cierto que la anatomía no era lo suyo y que sus historias no tenían mucho sentido, pero si por algo se caracterizan sus comics es por los músculos hipertrofiados, los dientes apretados, las pistolas XXL y las tetas con gravedad propia. ¡Eso tenía que molar sí o sí!

La mía es más grande que la tuya.
Yo de estos comics sabía muy poco. Hasta hace poco solo había leído el típico cachondeo que se monta cuando los aficionados actuales los comentan, pero no había catado de primera mano el "arte" de estos Heroes Reborn. Sin embargo últimamente les he conseguido echar una ojeada por encima a los Vengadores de Liefeld y... en fin, que no defraudan. El resumen es el que comentaba antes: músculos enormes, caras de mala uva... Realmente hay poco más que decir. Las expresiones faciales son todas parecidas, las historias no son demasiado originales y todo parece pensado para llamar mucho la atención visualmente, aunque no tenga mucho sentido. Por la parte positiva, es verdad que se notan ciertas ganas de actualizar a los personajes y deslizar ideas nuevas, como un actualizado (aunque no demasiado innovador) origen de Ultron, o una visión de las mujeres en apariencia más moderna aunque en el fondo sigue siendo frívola y poco inteligente. Del evento Heroes Reborn tal vez se salva (por los pelos) la parcelita destinada a Los 4 Fantásticos, de la que en su día se hizo cargo Jim Lee, ya que este hombre si que es buen dibujante (aunque tenga su punto más débil en las expresiones faciales: todos sus personajes tienen caras muy parecidas) y sí que procuró darles un estilo innovador, aunque solo fuera acentuando las características preexistentes del cuarteto (La Cosa se vuelve más americano republicano, la Mujer Invisible se convierte en emprendedora de éxito, La Antorcha se vuelve más infantil y ligón, y Mr. Fantástico sigue en su línea de genio científico).

Aquí está Goku Thor.

En resumen, que aunque nos sirva para reirnos un rato con/de él, este evento de Heroes Reborn fue un aunténtico fiasco del que os recomiendo alejaros tanto como podáis. No hay nada interesante aquí salvo, quizá, la nostalgia de recordar los grandilocuentes y optimistas años 90. Por lo demás, si realmente queréis leer un cómic noventero bueno habría que esperar a Heroes Return, el eslogan con que regresó la Marvel tradicional a finales de los 90 (hacia 1997) para dar una visión realmente nueva, interesante, atractiva e inteligente de los superhéroes y entre cuyas páginas se encuentran algunos de los que, para mi, son los mejores cómics de superhéroes que se han hecho. Pero de eso hablaré otro día. ¡Buena semana!